Filosofía zero waste

Que los recursos del planeta son limitados y que lo estamos destruyendo poco a poco no es algo nuevo. Estamos tan acostumbrados a escuchar frases como esta, que ya no nos hacen efecto. Vivimos inmersos en la cultura del usar y tirar, empleando, a menudo de manera inconsciente, objetos de un solo uso sin pararnos a pensar en lo sencillo que es cambiar algunas costumbres para hacer más sostenible el mundo que habitamos.

El reciclaje, aunque fundamental, tampoco es la panacea, ya que hay muchos materiales que no pueden descomponerse, como el plástico, que se convierte en otra cosa alargando su vida, pero no puede degradarse para integrarse en la cadena natural.

Por ello, una manera muy eficaz de luchar contra esto es reducir el consumo. El movimiento zero waste aboga precisamente por reducir al máximo los residuos y la basura que generamos cotidianamente (unos 476 kg. de media por persona al año en España, según datos del INE). La finalidad de este movimiento se observa muy bien a través de las cinco erres:

  • RECHAZAR lo que no necesitamos
  • REDUCIR lo que necesitamos
  • REUTILIZAR, cambiando los desechables por alternativas reutilizables y comprar de segunda mano.
  • RECICLAR aquello que no podemos rechazar, reducir o reutilizar.
  • ROT, que traducido quiere decir compostar, descomponer.

Para conseguir reducir la generación de residuos os ofrecemos algunos consejos que podemos poner en marcha en nuestro día a día con poco esfuerzo:

  • Sustituye las bolsas de plástico por bolsas de tela para hacer la compra y transportar objetos. Evita que te den una bolsa de plástico en cada establecimiento al que vas. Lleva contigo siempre una bolsa ligera que puedes guardar en la mochila o en el bolso.
  • Cuando salgas a la calle, lleva contigo una botella de aluminio u otro material duradero no contaminante y evita así comprar botellas de agua de plástico o bebidas envasadas.
  • ¿Necesitas una pajita de plástico en las bebidas? No las uses a no ser que estés enfermo y no puedas tragar alimentos sólidos.
  • Compra productos a granel en la medida de lo posible: frutas y verduras, legumbres, arroz, pasta, productos de limpieza.
  • Evita comprar productos empaquetados en el supermercado que tengan un equivalente a granel, por ejemplo frutas y verduras (todos hemos visto esas dichosas bandejas recubiertas de plástico para envolver una cebolla).
  • Reduce el uso de envases en productos de higiene: champú, gel y jabón de manos tienen sus alternativas en jabones en barra. Son algo más caros pero duran más, así que a la larga salen igual de precio. Igual sucede con el cepillo de dientes, las cuchillas de afeitar o los productos de higiene femenina.
  • Cambia tu cafetera de cápsulas (sí, es muy cómoda y rápida) por una italiana de toda la vida; además de reducir la contaminación dejando de usar cápsulas de aluminio que no pueden reciclarse, ahorrarás dinero.
  • No uses servilletas de papel en casa; en su lugar, usa de tela.

Rechaza aquellos objetos que no necesites como bolígrafos o libretas de publicidad, muestras de cosméticos y merchandising que realmente no vayas a utilizar.

Seguro que hay muchas más cosas que podemos hacer para reducir los residuos; si ya estás poniendo algunas en práctica, ¡queremos conocerlas! Esto solo es el principio.

La naturaleza se vuelve navideña

Héctor Molero

Aunque la botánica y la etnobotánica sean algo complejas… a todas las personas nos suenan el acebo, el musgo o el tejo… Son plantas que se han usado tradicionalmente para los adornos navideños, por eso nos planteamos en estas fechas, ¿la naturaleza se vuelve navideña?
Evidentemente, no. Si descentramos el foco en nosotros mismos y lo ponemos en la naturaleza de la que formamos parte, la naturaleza no cambia para ser nuestros adornos en casa. Sin embargo, la naturaleza es un perfecto escenario de colores y experiencias que podemos ver en vivo y en directo. Podemos visitar la sierra de Guadarrama u otras zonas para disfrutar de la vegetación invernal o hacer algunas rutas guiadas de los Centros de Educación Ambiental.
Repasemos un poco estas tres plantas protegidas por la normativa de la Comunidad de Madrid (los agentes forestales de Madrid recuerdan que conlleva sanciones recoger estas especies).

  1. El acebo. El acebo está protegido en todo el territorio por las legislaciones andorrana, española y portuguesa. Además, aparece en los catálogos de especies protegidas o amenazadas de numerosas comunidades autónomas españolas. Si se va a usar como decoración navideña, conviene asegurarse de que procede de viveros o de que su explotación es sostenible y legal.
    Su nombre científico es “Ilex aquifolium”. “Ilex” era el nombre romano de la encina y el naturalista sueco Linneo se lo asignó al acebo por el parecido de sus hojas. “Aquifolium” quiere decir “hojas con espinas”.
    Ya en época de los celtas y los romanos se consideraba una planta sagrada o con fines litúrgicos más tarde. Era una planta que atrae la buena suerte, la fertilidad y la prosperidad y que alejaba los malos espíritus. Desde la etnobotánica, el fruto se usaba como purgante, la corteza y la raíz como emoliente y la madera tan densa para hacer marcos.
    Para profundizar, recomendamos usar Arbolapp y mirar en concreto su ficha.
  2. El musgo. Una de sus características más llamativas para un bosque es que tienen capacidad de absorción del agua y capacidad para irla liberando en función de la sequedad del ambiente. Esto es esencial para evitar desertización y erosión.
    Para multitud de microorganismos el musgo es un hábitat esencial para su alimentación y protección. Contribuyen enormemente en el enriquecimiento del suelo y como lecho para multitud de semillas, favoreciendo la formación del suelo.
    Se les considera también bioindicadores, ya que proliferan en zonas de sombra y humedad y son sensibles a la contaminación y la actividad humana.
  3. El tejo. El tejo está protegido en todo el territorio por las legislaciones andorrana, española y portuguesa. Además, en España aparece en los catálogos de flora amenazada o protegida de numerosas comunidades autónomas.
    Su nombre científico es “Taxus baccata”. “Taxus” es el nombre que los romanos daban a los tejos y a las flechas que hacían con su madera. “Baccata” se refiere al fruto que envuelve a la semilla del tejo y que parece una baya.
    Es un árbol sumamente venenoso, gracias a un alcaloide que se llama “taxina”. Tal era la potencia del veneno, que los guerreros enemigos de los romanos se suicidaban envenenándose antes de ser apresados en la dominación romana. La madera del tejo era muy apreciada por su dureza y flexibilidad. Tiene también mucha trayectoria religiosa y litúrgica. Para profundizar, recomendamos usar Arbolapp y mirar en concreto su ficha.

Cómo enfrentarse a un examen (II)

Mirella García Lucas

En la entrada anterior hablamos sobre cómo planificar el estudio de un examen. En esta, daremos unos pequeños consejos sobre cómo rendir más durante la realización de los exámenes, además de presentarte una serie de herramientas digitales que puedes utilizar para preparar tus pruebas finales.

¿Qué hacer durante un examen?

Una vez tengas el examen delante, lee bien las instrucciones y las preguntas y planifícate el tiempo en consecuencia, para que después no te falte. Decide el orden en el que contestarás las preguntas y el tiempo que dedicarás a cada una. Se recomienda siempre contestar antes aquellas que tengas más claras, y dejar las dudosas para el final. También es preferible, siempre que se pueda, contestar primero aquellas cuestiones que tienen más valor proporcional dentro del examen. Y nunca debemos olvidar el tiempo de repaso: reserva siempre al menos cinco o diez minutos al final para revisar tus respuestas.
Si en un momento dado ves que vas mal de tiempo, intenta contestar cuantas más preguntas, mejor. Es más probable que apruebes si has contestado a todas las cuestiones requeridas, al menos parcialmente, que si solo has hecho una o dos preguntas perfectas pero el resto del examen está en blanco.

Lee bien el enunciado de las preguntas y contesta lo que se te pide. No te vayas por las ramas. No vas a tener mejor nota por escribir más información, sino por escribir la información que se te requiere. Para eso, si es necesario, relee la pregunta todas las veces que lo necesites y, si sigues teniendo dudas, puedes pedir ayuda al profesor correspondiente para que te aclare lo que se te está preguntando.

También es importante que antes de responder a una pregunta, en especial en aquellas que son de desarrollo, pienses detenidamente qué información vas a incluir y de qué manera vas a organizarla. Si hace falta, haz un pequeño esquema que te ayude a ordenar tus ideas. Una respuesta bien estructurada suele ser mejor valorada que otra con los mismos contenidos pero presentados de manera incoherente.

Cuida la presentación de tu examen. Intenta escribir con letra inteligible y no cometer faltas de ortografía; deja márgenes amplios; tacha correctamente, sin paréntesis ni manchones mugrientos; y deja siempre claro dónde empieza y acaba cada respuesta.

Y por último, como ya hemos dicho antes: repasa. Vuelve a leer tus respuestas y, si es necesario, haz correcciones de ortografía o de contenido. También, si lo consideras procedente, puedes subrayar los conceptos clave que quieres que no pasen por alto o destacar las soluciones.

Aplicaciones TIC que pueden ayudarte a estudiar.

Gracias al desarrollo de las nuevas tecnologías, actualmente existen numerosas herramientas TIC que puedes utilizar para mejorar tu aprendizaje y preparar tus exámenes o trabajos. Estas son algunas de las más interesantes:

Gestión de la información. Pocket, Symbaloo, Diigo, Evernote. Herramientas que te permiten almacenar y organizar archivos, artículos y páginas web que puedas encontrar por internet, para que te sea más fácil acceder a ellas y consultarlas más adelante.

Esquemas y mapas conceptuales. Mindomo, Mindmeister, Cmaptools. Sistemas de software que te permiten realizar tus propios esquemas y mapas conceptuales de manera digital. También permiten hacer esquemas colaborativos con otros compañeros. Mindomo y Mindmeister operan en red, mientras que Cmaptools es un programa que puedes descargar para trabajar offline.

Tests. GoConqr. Es una herramienta que te permite – entre otras muchas cosas – crear tests para comprobar tus conocimientos o realizar otros tests ya existentes en la biblioteca de la aplicación.

Pósters interactivos. Herramientas como Globster, Padlet, o Popplet te permiten crear posters tanto para trabajos académicos como para acumular información (vídeos, textos, mapas conceptuales, páginas web) relevantes para tu estudio.

Editores de presentaciones, como Prezi, Genially, Canvas, Powerpoint online, te permiten realizar presentaciones interactivas y después descargarlas en tu ordenador.

Recursos audiovisuales educativos, que te permiten ampliar la información sobre una temática y entenderla mejor. Puedes encontrarlos en portales como Khan Academy, Youtube EDU, Educatube, Educatina, , Math2me, Utubersidad, TED Talks.

Fuentes:
CANO GARCÍA, E.; RUBIO CARBÓ, A.; SERRAT ANTOLÍ, N. Organizarse mejor. Habilidades, estrategias y hábitos de estudio. Barcelona: Editorial Graó, 2010.
University of York. Preparing for tests and exams: http://lss.info.yorku.ca/resources/preparing-for-tests-and-exams/#Ok