Ayúdanos a hacer una biblioteca sostenible

Héctor Molero Lombarte

Desde el Grupo de Biblioteca Sostenible de la UNED pensamos que los meses de parón que hemos vivido pueden ser una oportunidad para reflexionar y mejorar día a día en materia de sostenibilidad.

Un buen documento para iniciar estas reflexiones es el que ofrece la Red de Bibliotecas Universitarias Españolas (REBIUN) : Orientaciones para la formación de usuarios en materia de sostenibilidad bibliotecaria.

Antes de empezar, ¿por qué hablamos de sostenibilidad? Porque la sostenibilidad se basa en asegurar los recursos del hoy para el mañana, incluidas las bibliotecas. Quizás lo primero que nos viene a la mente cuando se habla de sostenibilidad es el medio ambiente, pero la sostenibilidad se basa en tres patas: la ambiental, la económica y la social.

La sostenibilidad ambiental busca reducir los efectos negativos en el medio ambiente. La sostenibilidad económica se ocupa del uso eficiente de los recursos. La sostenibilidad social se asegura de la equidad, el respeto a la diversidad, la transparencia y los procesos democráticos y abiertos de las estructuras de gobierno.

Desde el Grupo de Biblioteca Sostenible de la UNED, reconocemos el papel fundamental de las estructuras de gobierno y del personal que trabaja en las bibliotecas de la UNED. Al mismo tiempo, incluimos en esta responsabilidad colectiva a todos los usuarios y usuarias de nuestras bibliotecas.

Como usuario/a, se puede marcar la diferencia en la sostenibilidad del servicio y la sostenibilidad social.

Respecto a la sostenibilidad del servicio, estamos hablando de propuestas que tienen que ver con el consumo responsable:

  • Papel: evitar las impresiones o fotocopias innecesarias, reutilizar hojas a sucio, imprimir o fotocopiar a doble cara, reciclar el papel usado, usar folios reciclados y/o etiquetados como ecológicos.
  • Agua y energía: no malgastar agua en el uso de los baños, tener en cuenta los modos de ahorro de los ordenadores, apagar las luces que no se usen.
  • Generación de residuos: reciclar adecuadamente los residuos que han de ir a un punto limpio, tratar de reducir y reutilizar antes de reciclar.
  • Libro impreso versus e-book: valorar los pros y contras de cada posibilidad, cuidar y reparar los aparatos electrónicos antes de consumir nuevos.

Respecto a la sostenibilidad social, nos referimos a propuestas que fomenten una igualdad de oportunidades:

  • Uso de fondos bibliotecarios y recursos electrónicos: cuidarlos y valorarlos, ser responsables en las descargas y el uso de las claves de acceso de cada usuario.
  • Open Access: conocer y hacer uso de las opciones para acceder libremente a la producción científica revisada a escala mundial.
  • Uso de servicios bibliotecarios: cuando vuelvan a estar abiertas, cuidar las salas de la biblioteca, renovar y devolver los préstamos cuando esté estipulado, hacer un uso responsable de los puestos de lectura y las salas de estudio.

imagen de cabecera de Aung Soe Ming

Encontrar recursos científicos gratuitos y en acceso abierto

El acceso abierto a la información científica cobra cada vez más fuerza en las instituciones que promueven la investigación, los organismos financiadores y los propios investigadores. De hecho, los proyectos de investigación financiados con fondos públicos están obligados a depositar sus resultados (las publicaciones científicas y los datos de la investigación), en repositorios de acceso abierto. Desde la Biblioteca, apoyamos sin fisuras el movimiento de la ciencia abierta y el acceso abierto a la información científica.

Son numerosos los recursos en acceso abierto disponibles actualmente en la red, tantos, que conviene hacer una selección y tener claro dónde dirigirse.

Repositorio institucional e-SpacioUNED

Nuestro repositorio alberga la producción científica de la UNED. Sus más de 20.000 archivos, entre los que se incluyen artículos de revistas, tesis doctorales, libros, presentaciones en congresos, materiales docentes, vídeos o trabajos fin de máster, pueden ser descargados desde cualquier lugar del mundo.

Selección de recursos electrónicos en acceso abierto

Para facilitaros la búsqueda, hemos recopilado una amplia batería de portales bibliográficos, revistas académicas, bases de datos de diversas disciplinas, fuentes de información oficiales, repositorios y recolectores internacionales y otros recursos, cuyo listado completo puedes consultar aquí, teniendo en cuenta que algunas plataformas dan acceso a una parte y no a la totalidad de su fondo . Destacamos algunos de los más importantes a continuación:

Cambridge University Press Wholly Gold Open Access Journals: la plataforma de la editorial Cambridge University Press busca y recupera en acceso libre algunos de los contenidos de las más de 380 revistas académicas revisadas por pares publicadas por esta editorial, que cubren temas de humanidades, ciencias sociales, ciencia, tecnología y medicina.

Dialnet: uno de los mayores portales bibliográficos de acceso libre y gratuito de literatura científica hispana. Contiene las referencias de artículos de revistas, artículos de obras colectivas, tesis doctorales, libros, congresos,  gran parte de ellas a texto completo.

ELSEVIER Sciencedirect OpenAccess journals: Busca y recupera el contenido de las revistas y libros de la editorial Elsevier, muchas de ellas a texto completo.

JSTOR eBooks: Libros electrónicos de más de setenta y cinco editoriales académicas internacionales.

OECD Statistics: Proporciona una buena fuente de estadísticas económicas y políticas, comparables entre los estados miembros de la OCDE.

PubMed Central: es un archivo de texto completo gratuito de literatura de revistas biomédicas y de ciencias de la vida, de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Institutos Nacionales de los EE. UU. (NIH / NLM). En la actualidad alberga en torno a 6 millones de artículos.

REDIAL: Bibliografía – Tesis europeas: Esta base de datos recoge las referencias bibliográficas de más de 12.000 tesis doctorales de temática latinoamericana, leídas en universidades europeas desde 1980. Cuando el texto completo está disponible en Internet, aparece el enlace y puede limitarse la búsqueda con la opción “Biblioteca Virtual”.

Wiley Online Library Open Access: Plataforma de acceso a los contenidos de la editorial Wiley, libros y revistas, algunos de los cuales están en acceso abierto.

Revistas científicas editadas por la UNED

En este portal puedes acceder a todas las revistas científicas que edita la UNED. Desde la Biblioteca proporcionamos a la comunidad docente e investigadora de la UNED la plataforma Open Journal Systems, una plataforma de código abierto, desarrollada y mantenida por Public Knowledge Project (PKP) para la creación, gestión y publicación de revistas científicas en formato digital. Además, asesoramos en el proceso técnico y editorial así como en otras tareas relacionadas con el proceso de publicación y evaluación.

Comunidad internacional de blogs académicos

Hypotheses.org es una plataforma internacional de blog académicos en acceso abierto. Cuenta con más de 4000 blogs especializados en varios idiomas y cuenta con la participación de investigadores de todo el mundo.  Mantenida por OpenEdition con un desarrollo propio basado en WordPress, su acceso para los lectores y alojamiento web para investigadores es gratuito. La plataforma en español es.hypotheses.org es gestionada por la Biblioteca de la UNED. Si eres investigador o docente de cualquier institución de enseñanza superior, puedes abrir tu blog hoy mismo.

Por último, os recordamos que en el blog InvestigaUNED publicamos información sobre recursos bibliográficos y documentales de apoyo a la investigación, convocatorias y servicios de apoyo a la investigación que ofrecemos desde la biblioteca. La web de la biblioteca y las redes sociales son una fuente de información en constante actualización que conviene no perder de vista.

Imagen: Sibel Yıldırım en Unsplash

Desinformación y bulos: la otra epidemia de la COVID-19

Con la llegada del coronavirus, los bulos no se han hecho esperar. Algunos incluso rodeados de un aura de información científica. Desde que el virus fue creado en un laboratorio canadiense (o chino, o ruso, o estadounidense, según el caso), que se transmite a través de picaduras de mosquitos o que la orina infantil, la nieve, el frío o beber líquidos calientes lo mata, hasta las alarmas sobre la mutación del virus en cuanto a su letalidad, son todas informaciones carentes de evidencia científica y no contrastadas.

Para aprender a verificar información correctamente, la Biblioteca UNED ha organizado el Curso de Extensión Universitaria Alfabetización mediática y digital. Herramientas para verificar la información en la era de las fakenews, que podrá seguirse presencialmente en el Centro Asociado de Tudela los días 2 y 3 de octubre. También se ofrece la posibilidad de elegir la asistencia en diferido a través de internet. El curso, que cuenta con 0,5 créditos y 15 horas lectivas, tendrá como objetivo dotar a los participantes de filtros, técnicas y herramientas para detectar noticias falsas, defenderse de bulos y desinformaciones y hacerse con un sano hábito, el de cultivar un cierto escepticismo ante cualquier información. En particular, se formará en el manejo eficaz de las aplicaciones web orientadas a detectar manipulación digital y en el reconocimiento de fuentes fiables e identificación de indicios de calidad.

En esta línea, el pasado 6 de abril la Biblioteca UNED coordinó el taller gratuito a distancia Verificación online: herramientas y técnicas contra la desinformación, que será impartido por Google News Lab, en streaming a través de hangouts. Dirigido a todo el mundo interesado en mejorar sus habilidades de detección de noticias falsas y verificación de contenido en línea, mostró diversas herramientas avanzadas para hacer fact-checking, técnicas de verificación de imágenes y vídeos, así como recursos para analizar el origen de una página web, su historia, etc. El taller fue impartido por Pablo Sanguinetti, escritor, periodista y Teaching Fellow del Google News Lab para España y Portugal.

Para luchar contra estos bulos y desinformaciones hemos de cultivar un hábito de sano escepticismo, siguiendo unas normas básicas de verificación de información, especialmente ante la que nos llega de las redes sociales:

  • Comprobaremos la fiabilidad de la fuente y del autor.
  • No nos quedaremos en el titular, leeremos más allá y averiguaremos sobre el contexto. Los titulares alarmistas buscan nuestro clic, es necesario leer todo el contenido en informaciones muy llamativas.
  • Obviaremos cadenas de WhatsApp que no indican quien es el autor, la fuente o fecha del contenido. En el mismo sentido, no tendremos en cuenta audios o vídeos de los que no conocemos su origen.
  • Si una información nos resulta sospechosa, la buscaremos y contrastaremos con otras fuentes de información que sepamos son rigurosas. Googléala y compara los resultados obtenidos.
  • Nunca reenviaremos información sin comprobarla previamente.
  • Consideraremos el sesgo ideológico de los contenidos excesivamente politizados. En situaciones de extrema incertidumbre como la que vivimos, la desinformación interesa para sacar rédito político o beneficiarse económicamente.
  • Nos cuidaremos de las pseudoterapias. La ciencia puede probarse con hechos y su publicación se somete a un sistema de control, mientras que la pseudociencia se basa en hipótesis y teorías no probadas.
  • Comprobaremos la veracidad de las imágenes y vídeos sospechosos que nos llegan usando la búsqueda inversa de imágenes de Google.

Recurriremos, por tanto, a recursos de información fiables y oficiales para verificar las informaciones sobre COVID-19:

  • La Organización Mundial de la Salud (OMS) Aporta información actualizada sobre lo que está sucediendo con el coronavirus a escala mundial. Ofrece recomendaciones de viajes, informes de situación y mejores prácticas de prevención.
  • Centers for Disease Control and Prevention. Ofrecen actualizaciones de estado sobre casos de coronavirus en los EE. UU. y en el extranjero, así como información sobre pruebas, prevención y tratamiento, recomendaciones y recursos para grupos específicos (escuelas, hospitales y aerolíneas, por ejemplo). En Europa, el Centro Europeo para la prevención y el control de enfermedades (ECDC) ha dedicado un sitio al tratamiento del Coronavirus.
  • El Ministerio de Sanidad y Consumo. Ha credo un portal específico con información actualizada sobre el brote, dirigida a los profesionales sanitarios y a la ciudadanía con recomendaciones sanitarias y de salud pública de interés general.
  • Cruz Roja Española. Información y recomendaciones específicas de prevención y contención de la epidemia por COVID19.
  • Webs de salud contrastadas y profesionales sanitarios con experiencia y conocimientos.

Además, sitios webs de verificación de datos como Maldita Ciencia o Saludsinbulos están recopilando bulos originados tras esta pandemia. Permiten comprobar información, enviar dudas, destapar noticias falsas y mantenernos correctamente informados. Las denuncias de bulos debemos hacerlas llegar, también, a la Policía Nacional y Guardia Civil, que cuentan con equipos específicos dedicados a investigar delitos telemáticos.

Es normal sentir preocupación ante la propagación del coronavirus pero no debemos dejarnos llevar por el pánico y seguiremos las recomendaciones que nos llegan del Ministerio: lavado concienzudo de manos y disciplina social en cuanto a aislamiento.

Créditos imagen: Photo by Tonik on Unsplash