Yo soy bibliotecaria

Para conmemorar el Día de la Mujer este año no vamos a buscar muy lejos. Vamos a dedicar el 8 de marzo a las Bibliotecarias.  Sí, a las mujeres bibliotecarias. Porque indudablemente esta es una profesión feminizada, un trabajo “de mujeres”.  Durante mucho tiempo ha sido uno de los pocos trabajos remunerados a los que podía acceder una mujer.  El imaginario popular ha creado el estereotipo de la bibliotecaria solterona, amargada, con moño y gafas, guardiana del orden y del silencio. Desde la bibliotecaria de “Qué bello es vivir”, maravillosa película que vemos todas las Navidades, hasta la “action figure” de Nancy Pearl… ¡Qué grande que un juguete esté dedicado a una bibliotecaria! ¡Qué lástima cuando vemos lo tópica que es la figura y el movimiento! … ¡llevarse el dedo a la boca para mandar callar!

“Action figure” dedicada a la bibliotecaria Nancy Pearl, que mandaba callar llevando el dedo a la boca.

Queremos mostraros como las bibliotecarias somos mucho más que eso: estamos en la gestión y en la dirección; realizamos el proceso técnico; nos dedicamos a la formación de usuarios y también a la formación profesional: somos pioneras en innovación; formamos parte de la sociedad e intentamos mejorarla. Os presentamos una serie de bibliotecarias relevantes en estos campos con comentarios de algunas compañeras que trabajan esos aspectos.

Para conmemorar el Día de la Mujer este año dedicamos el 8 de marzo a las mujeres bibliotecarias.

Porque aunque la nueva versión de Nancy Pearl es muy distinta, creemos que aún hay muchos estereotipos que romper.

“Action figure” de Nancy Pearl renovada como una heroína que lucha contra la censura, la ignorancia y el anti-intelectualismo.

Créditos imagen cabecera: Andrés Lozano

Pertenencias: arte visual en prevención y en contra de la violencia de género

 

Este año queremos dedicar el Día de la Mujer a la erradicación de la violencia de género. La violencia hacia la mujer no es en absoluto un fenómeno nuevo. Sin embargo, el hecho de que sea considerado un problema social ―en lugar de una cuestión familiar y privada― sí significa una novedad.
Desde épocas remotas, la subordinación de las mujeres respecto a los hombres ha sido constante. La discriminación de estas en la sociedad representó la primera forma de explotación. A lo largo de la historia, existen multitud de hechos que ejemplifican estas desigualdades y discriminaciones.

Por otro lado, en las últimas décadas, las mujeres han protagonizado el mayor avance de toda la historia. En cambio, la realidad social y económica no refleja aún la igualdad plena y efectiva de derechos que deberían reconocerse a las mujeres como ciudadanas.

 

En definitiva, las diferencias de géneros son conceptos basados en un sistema de relaciones sociales de dominación masculina: el patriarcado, que tiene profundas raíces y muy asentadas en los estamentos sociales y religiosos; de manera que la violencia de género es uno de los efectos de este sistema. Por ello, es muy importante que enfoquemos su tratamiento desde diversos puntos de vista: psicológico, sociocultural, pedagógico, legal…, con el fin de acabar definitivamente con la violencia y discriminación que ese sistema provoca.

Con el fin de colaborar en eliminación de la violencia de género, la Biblioteca de la UNED ha organizado la exposición Pertenencias: arte visual en prevención y en contra de la violencia de género, con obras de la artista Rosa Gallego del Peso. En esta ocasión, esta artista ha utilizado la escultopintura, o lo que es lo mismo, la pintura y la escultura en la tercera dimensión, principalmente de libros, por «su capacidad de contención de un mundo, de una vida». A la serie la ha denominado El Libro Blanco.

Esta exposición no habría sido posible sin la participación del equipo docente de la asignatura Diseño de Programas de Desarrollo Social y Cultural, cuyos alumnos y alumnas participan también mostrando sus trabajos en forma de cómics en los que  denuncian este problema social y dan posibles soluciones de distinto signo  para su erradicación.

La exposición se completa con  una selección del fondo bibliográfico de la Biblioteca de la UNED, sobre este tema, y se podrá visitar desde el 7 al 31 de marzo en la Biblioteca Central, de lunes a viernes  de 9:00 a 20:30h y sábados de 9:00 a 14:30h.

Todos los colores (black ladies): exposición en el Día Internacional de la Mujer

La UNED, fiel a su compromiso institucional de potenciar y promocionar políticas de igualdad, celebra un año más y coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, la VI Jornada de Igualdad.

En esta ocasión y gracias a la suma de esfuerzos de varios servicios de la Universidad: Oficina de Igualdad, Actividades culturales, Centro Asociado de Madrid- Escuelas Pías Biblioteca, se ha organizado una singular exposición de pintura  que tiene como protagonista a la mujer.

Bajo el título Todos los colores (black ladies), Eduardo Rodríguez Sánchez-Bordona*,  nos habla  de mujeres a lo largo de 60 tablas realizadas utilizando la técnica tóner más acuarela.  

Mujeres que trabajan.
Mujeres que luchan por su supervivencia
Mujeres que son madres o van a serlo
Mujeres que viven en relación directa con la naturaleza…, que a pesar de vivir en un entorno extremo y hostil mantienen su orgullo y su femineidad.

El color y la delicadeza de los gestos atraparán a todos los visitantes.

La exposición se exhibirá  al mismo tiempo en el Centro Asociado de Madrid – EscuelasPías y en la Biblioteca Central de la UNED del 4 al 26 de Marzo, en horario de atención al público.

Las obras expuestas en la Biblioteca Central podrán adquirirse y parte de la  recaudación que se obtenga, se entregará  a la Asociación “Mujeres Opañel”.  Esta asociación  es una entidad sin ánimo de lucro y de ámbito nacional que promueve desde el año 1992 los  avances sociales y derechos de las mujeres, apostando por la mejora de la calidad de vida y la promoción personal. Mujeres Opañel  ya ha colaborado con la UNED en varias ocasiones.
 

*Eduardo Rodríguez Sánchez – Bordona, artista salamntino, realiza estudios de la licenciatura de Bellas Artes en la USAL y es cofundador del colectivo “Triple000” junto con los artistas F. Santos y A. Núñez